Una sonrisa para recordar (Charles Bukowski)

20140312-124606.jpg

una sonrisa para recordar

teníamos peces dorados y no paraban de dar vueltas
en la pecera sobre la mesa, cerca de las pesadas cortinas
que cubrían el ventanal y
mi madre, siempre sonriente, deseando que todos nosotros
fuésemos felices, me decía, ¡Sé feliz Henry!
y ella tenía razón: es mejor ser feliz, si es que
puedes
pero mi padre continuaba golpeándonos a ella y a mí varias veces por semana
enfurecido todo en sus seis pies de envergadura porque no lograba
comprender qué lo acosaba desde adentro.

mi madre, pobre pez,
deseando ser feliz, golpeada dos o tres veces por
semana, invitándome a ser feliz: “¡Henry, sonríe!
¿Por qué nunca sonríes?”

Y entonces ella sonreía, para enseñarme cómo hacerlo, y aquella era
la más triste sonrisa que jamás vi.

Un día los peces dorados murieron, los cinco,
flotaban en el agua, de costado, sus
ojos aún abiertos,
y cuando mi padre llegó a casa los arrojó al gato,
allí sobre el piso de la cocina, y observamos cómo mi madre
sonrió.

Tomado de: “The Pleasures of the Damned. Poems, 1951-1993”, 2007.

— — — — —

a smile to remember

we had goldfish and they circled around and around
in the bowl on the table near the heavy drapes
covering the picture window and
my mother, always smiling, wanting us all
to be happy, told me, “be happy Henry!”
and she was right: it’s better to be happy if you
can
but my father continued to beat her and me several times a week
while
raging inside his 6-foot-two frame because he couldn’t
understand what was attacking him from within.

my mother, poor fish,
wanting to be happy, beaten two or three times a
week, telling me to be happy: “Henry, smile!
why don’t you ever smile?”

and then she would smile, to show me how, and it was the
saddest smile I ever saw
one day the goldfish died, all five of them,
they floated on the water, on their sides, their
eyes still open,
and when my father got home he threw them to the cat
there on the kitchen floor and we watched as my mother
smiled.

Tomado de: “The Pleasures of the Damned. Poems, 1951-1993”, 2007.

— — — — — —

Esta entrada fue publicada en Selecciones. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *